La literatura fantástica sigue sumida en un plano oculto, donde cada quien dice lo que quiere entender. Quizás esto se deba a que el género sea movedizo en sí mismo. Hay teorías, muy buenas, sólidas, al respecto, y es por eso que estoy motivado a encaminar mis estudios universitarios al terrero de la fantasía en todas sus vertientes.

Este espacio es prueba de ello: un blog —en constante formación— de literatura fantástica. Me llaman las aristas, y las aristas de las aristas. Deseo, fervientemente, encontrar puntos de análisis que permitan una completa comprensión de este fenómeno en el mundo moderno. Sé, que no en vano, los lectores y los entusiastas de estos temas se acercan a estos con algún tipo de fe, alguna devoción despertada por el mero hecho de querer materializar sus inquietudes en las palabras de un autor.

El conocimiento es la base del crecimiento profesional. En 2018 me ha tocado sentar cabeza en mucho temas; darme cuenta de ideas —propias— equivocadas, y establecer lineamientos para un proyecto de vida que gire en torno a mis intereses en cuanto a la literatura se refiere.
A lo largo del año me he topado con ensayos interesantes; muchos de ellos de colegas de eso que llaman blogosfera. Me contenta saber que no estoy solo en la búsqueda de comprender los fenómenos estructurales, simbólicos y —por qué no— sociales de lo fantástico.
Quiero dejar constancia de que los ensayos nombrados a continuación fueron seleccionados con base en cuatro puntos:

  • Temáticas
  • Fundamentos teóricos
  • Reflexiones personales
  • Aprendí de ellos

Sin más, les comparto los mejores artículos del género fantástico que he leído en 2018.

“Volver a las raíces: la nueva tendencia del género fantástico”, por Alister Mairon para Windumanoth

Alister Mairon nos cuenta en su ensayo que el género, más que crear de la nada, resuena con las viejas leyendas de una comunidad en sí. Parece que la búsqueda de ideas termina reencontrándose con fuentes mitológicas y orales, sin entrar en tópicos o lugares comunes.

La literatura fantástica aboga en demasía por el imaginario colectivo como una pequeña parte de sus artificios ficcionales.

El folklore no está exento de eso.

Este recurso aviva y acerca —y a veces, refleja— sincrónicamente los caminos que puede tomar lo fantástico en los próximos años.

“La oscuridad de la fantasía oscura”, por Óscar Iborra

No es novedad que el género fantástico se cruce con los matices más sombríos del ser humano; y por ende, muchas de las obras clásicas rondan dichos temas. Por nombrar algunas, “El hombre de arena”, de Hoffman, que a su vez abrió paso a la investigación de Lo siniestro, de Freud.

Sin embargo, el ensayo de Óscar Iborra sienta las bases de un debate interesante. ¿Qué es la oscuridad, plenamente dicha, en la literatura fantástica? ¿Es acaso una actitud de sus personajes? ¿El estilo? ¿La ambientación? ¿Los temas a tratar?

Todas estas interrogantes son puestas sobre la mesa en este trabajo que da mucho de qué hablar.

“El problema del mal en el Silmarillion”, por Valeria Marcon

Siento una debilidad hacia todo lo que tenga que ver con J. R. R. Tolkien. Guste o no, es preciso aceptar que su influencia dentro de la épica y la epopeya fantástica/maravillosa es irresoluble. El Señor de los Anillos es la Odisea de la literatura fantástica. Lo dije.

El blog de Valeria Marcon fue uno de los grandes descubrimientos de este 2018. Cada artículo es una joya de sabiduría.

En “El problema del mal en el Silmarillion” Valeria analiza a profundidad las motivaciones de Melkor que dan pie a separarse de los ideales de Ilúvatar-Eru, además de ilustrar que el personaje es la viva convivencia del bien y del mal en simultaneidad; aquella búsqueda del yo y el lugar en el mundo como ser independiente.

“Teoría mística unificada de las hadas o teoría feérrica”, por Rubén Monasterios para Letralia

Este puede ser uno de los trabajos más densos, completos y documentados que he tenido el placer de leer en este 2018.

A través de este ensayo, Rubén Monasterios, escritor y locutor venezolano, analiza el fenómeno de las hadas dentro de nuestra cultura occidental.

“New Weird: siempre es posible otra realidad”, por Teresa P. Mira Echeverría para Origen Cuántico

Tenemos que hablar de un subgénero de la literatura fantástica que viene agarrando fuerza desde hace un par de años. Autores como China Meiville (La ciudad y la ciudad) y Jeff Vandermeer (Aniquilación) son sus abanderados por preferencia.

Teresa P. Mira Echeverría nos pasea en su ensayo por las características principales de esta vertiente moderna de “lo estremecedor”, “lo raro”, “lo extraño”, que conserva tintes de clásicos como H. P. Lovecraft o Fritz Leiber.

Al no existir una teoría propia de estos géneros, estos aportes son importantísimos para posteriores estudios con miras a establecer lineamientos claros del género en concordancia con las demás corrientes literarias de nuestra época.

“Samanta Schweblin: los códigos del género fantástico”, por Daniel Centeno para Relatos Magar (Blog de Esther Magar)

El blog de Esther Magar es uno de los pocos espacios dedicados al realismo mágico, y este año presentó un par de artículos esclarecedores que no quisiera pasar por alto, como, por ejemplo, su recopilación de autoras de realismo mágico.

A su vez, Daniel Centeno es un autor mexicano que ya había colaborado anteriormente con su ensayo “Diferencia entre realismo mágico y real maravilloso (y otras formas de lo inverosímil en la literatura)”.
En esta oportunidad, Daniel regresa con un quirúrgico análisis de la obra cuentística de Samanta Schweblin, centrándose en el discurso narrativo de la autora, y la influencia de los elementos del género fantástico en Pájaros en la boca y otros cuentos.

“Si no lo veo, no lo creo: la importancia de ver el elemento imposible”, por Alejandro Marcos para Centauros más allá de Orión

En este ensayo, Alejandro Marcos nos habla de la verosimilitud del género fantástico, y cómo el escritor se enfrenta a la creación de realidades que permitan al lector entender cada imagen durante su lectura, sin que estas les resulten falsas o descabelladas.

Durante este trabajo, Alejandro recorre los dilemas del escritor de género, ya que aunque los tratados aristotélicos prefieren los argumentos sólidos/imposibles a los no creíbles, la literatura halla su camino en premisas inimaginables en cuanto a creación se refiere.
Este ensayo, además, resalta la importancia del uso de referentes directos y de imágenes fuertes en el proceso de caracterización de lo real en la ficción.

“Subgéneros y etiquetas dentro del género”, por Coral Carracedo para Libros Prohibidos

Por último, y no menos importante, quisiera destacar el ensayo de Coral Carracedo sobre los géneros modernos en la literatura fantástica y ciencia ficción.

De nuevo recalco la importancia de artículos así, ya que al no existir un tratado oficial o un estudio literario suficientemente riguroso fuera de Todorov, Roas, Propp o Barthes, es, casi, necesario, que las plataformas fuera de lo académico y convencional fijen un punto de partida en el entendimiento del género.

En lo personal, considero que la teoría tiene las herramientas necesarias para agrupar muchas de las etiquetas usadas hoy día, mas también creo que las teorías se rebaten a sí mismas con el paso del tiempo y abren caminos y casos dignos de estudio para quienes nos interesa esta literatura en específico.

***

Hasta aquí llegamos por este año. Gracias a todos, y como siempre los invito a suscribirse a la lista de correo, y si te ha sido útil, puedes leer más en la sección de Escritura Creativa o sumergirte en el mundo de la Literatura Fantástica.

Además, puedes checarme en Wattpad o leer mis otros trabajos narrativos.

No olvides seguirme en mis redes sociales bajo el user @Mmjmiguel_ (Twitter, Instagram y Facebooky recomendar el blog.